Reciclaje de Acumuladores

Una decisión responsable con beneficios para todos

El cuidado de la vida en todas sus formas es parte importante de la consciencia del siglo XXI. El reciclaje de acumuladores tiene grandes beneficios. Desde un menos costo en cuanto a su producción y venta, y, sobre todo, un menos impacto en los recursos del planeta.

Mi acumulador ya no funciona, ¿Lo tiro a la basura?

Tirar un acumulador a la basura es un grave error, pues tienen componentes que lo hacen sumamente tóxico. El plomo, el ácido sulfúrico y el plástico pueden ocasiones terribles daños a la salud humana y la del planeta.

Entonces, ¿Dónde lo puedo tirar?

Más que desechar, hay que comenzar en pensar en términos de reutilizar. Cuando termina la vida útil del acumulador, lo mejor es acudir a la refaccionario o taller donde se realizará el cambio del acumulador, para que puedan recolectarlo. Ellos a su vez envían el producto a empresas recicladoras, o bien, a centros de acopio autorizados por la SEMARNAT.

Por una cultura de reciclaje

Comienza con la compra responsable. Los procesos de producción que respaldan a un producto, hablan de las conciencia humana y ecológica de las empresas que los fabrican.

Productos Relacionados